Joaquín Susvielles y Alfredo Ramírez hablaron en conferencia de prensa, después del triunfo «Calamar» por 3-1 sobre Estudiantes de Río Cuarto. El delantero convirtió el tercero mientras que el volante marcó los dos restantes.


-Recién Fernando Ruiz habló de un triunfo trabajoso, ¿Cómo lo vieron?

SUSVIELLES: «Igual, es un rival que acaba de ascender a la categoría, el estilo de juego es un poco del Federal A con partidos muy físicos y de mucho roce. Fue un partido durísimo».

RAMÍREZ: «Como dice Joaquín, el que dice que en el Nacional B hay un partido fácil, miente. Ellos tenían dos tanques arriba para apoyarse, por eso se hizo un partido largo en el que tratamos de agarrar la pelota y en los primeros 30 minutos nos salió bárbaro. Después del gol nos metimos atrás sin querer o obligados por los pelotazos de ellos. Se trabajó y chocó mucho, nos duele todo. Lo importante es obtener los tres puntos para corregir lo que tengamos con una sonrisa en el rostro».

-¿Qué balance hacen de su actuación individual y cómo se van acoplando al equipo teniendo en cuenta que es su segundo partido oficial».

SUSVIELLES: «Obviamente que comenzar ganando siempre ayuda a que el trabajo se haga de la mejor manera. Tratamos de siempre dar lo mejor, lo bueno es que Platense sumó de a tres en los dos partidos».

RAMÍREZ: «No me gusta hablar de las actuaciones individuales, sino grupales. Alguno tiene un partido mejor que otro pero eso es indistinto. Acá no se puede negociar que todos los partidos son físicos y tenemos que brindarnos al máximo sobre ese punto. Después agregaremos lo que uno sabe o tiene para el equipo. Hay que saber que somos un grupo nuevo que hace bastante entrena junto pero no es lo mismo jugar por los puntos. Cada vez vamos a jugar más y mejor».

-Alfredo, si bien hay posiciones fijas, hay otras que rotan en el medio como vos, Roberto Bochi o Matías Tissera, si bien utilizás la 10 ¿En qué posición jugás»

La 10 es un número, nosotros dentro del esquema variamos mucho. En el primer tiempo Zbrun fue arriba mío, Beraldi se tiró a jugar de doble 5 y lo soltaron al «Colorado» (Cabrera). Son situaciones que se van dando dentro del campo de juego y tenés que solucionarlas lo antes posibles. Zbrun me hizo marca personal y yo traté de sacarlo del círculo central para que Joaquín (Susvielles) aproveche el espacio. Nos cortaron el circuito, en el segundo tiempo me tiré a la derecha y ellos también cambiaron. Me defino como un interno que intenta ayudar con la marca y a la hora de jugar ser opción siempre.

-Platense tiene buen juego aéreo. Ustedes que son referentes de esto, cuando hay una pelota parada ¿Sienten esa posibilidad de gol diferente a otros equipos en los que estuvieron?

SUSVIELLES: «Se nos está dando. Sabemos que tenemos altura y podemos lastimar, esperemos seguir de esta manera».

RAMÍREZ: «Tenemos un potencial importante en la pelota parada. Cada vez que tenemos la posibilidad vamos con mucha fé porque hay dos buenos ejecutantes como Hernán (Lamberti) y el «Negro Galván» (en realidad se quiso referir a Gonzalo Bazán, lo que generó risa en la sala sobretodo por la tentada y corrección de su compañero Susvielles)». Ramírez salió con elegancia de la situación:»Entendeme un poquito, estoy cansando, hoy es mi día».

-Joaquín ¿Cómo te sentiste mejor: jugando con dos extremos o con un delantero centro al lado?

De las dos maneras, con dos extremos como en estas dos fechas y con el «Bicho» (Javier Rossi) en las prácticas que me tocó jugar y me entiendo, al igual que lo hice con otro «9» en torneos anteriores.

-Según lo que dijeron y, en concordancia con el técnico, el peor momento de Platense fue a partir del empate de Estudiantes ¿Pudo haber habido un shock psicológico por el gol?

RAMÍREZ: «No, creo que ellos al empezar a tomar marca individual en el medio lanzaron al «10» y a partir de la recepción de los grandotes de arriba empezaron a encontrar juego. Nosotros somos un equipo que cuando no tenemos la pelota no nos gusta. Tuvimos que esperar a que termine el primer tiempo para que pase el sofocón. En el segundo sacamos la ventaja, nos permitió estar más tranquilos y jugar con la desesperación de ellos».

Ahora, a Platense le tocará visitar a Nueva Chicago el próximos martes a las 17:00 horas.