El Sr. Paulo Vigliano realizó un trabajo “promedio” en la fría tarde de lunes. Dirigió de acuerdo a sus conocimientos y hábitos el partido protagonizado entre Barracas Central y Platense, secundado por momentos de manera no muy eficiente por sus Asistentes, Sres. José Daniel Mendoza y Leonardo Ariel Frega.

A no

Se podría decir que Vigliano tuvo un buen primer tiempo, en el que intentó seguir siempre las acciones desde cerca sin quedar entre el medio del mismo (vale decir, en el contexto de un partido disputado en un terreno de juego de dimensiones reducidas) Estuvo atinado en su criterio en las amonestaciones que realizó de jugadores de Barracas Central durante el primer tramo de la primera mitad, siendo criterioso con la plancha de Víctor Gómez o con la simulación de Matías Sproat.

Pero tras los primeros 30 minutos comenzó a desdibujarse, mostrando ese estilo que por momento demostrara cierto fastidio a la hora de conducir las acciones. Fue así que se abstuvo de amonestar a Carlos Arce tras cometerle un fuerte planchazo a Francisco Vazzoler en el minuto 34, y en el siguiente tiro libre se adelantó en la barrera, otra acción que mereció la cartulina. Ni una cosa ni la otra. De haber existido auténtica justicia deportiva, Barracas Central –solo por esta acción en cadena de su N° 5- debió haber terminado la primera mitad con un jugador menos.

Eso sí, también fue riguroso con la protesta de Juan Martín un minuto después, amonestándolo, pero sesenta segundos después volvió a cambiar su chip de interpretación personal y dejó pasar una clara amonestación para Secaffien tras una dura entrada sobre la humanidad de Agustín Palavecino.

El hijo y hermano de jueces internacionales culminó el primer tiempo jugando el partido durante un minuto de manera deliberada con la presencia de dos balones dentro del terreno de juego, a instancias de su Primer Asistente, a quien luego evaluaré.

En el complemento estuvo correcto con las amonestaciones casi en cadena de Mastrolía y Markunas, el primero por tocar una pelota con la mano lejos del área penal y el segundo por cometerle una dura infracción a Gómez. Y como dije lo de Arce, también debo decir que el descendiente de lituanos debió culminar antes su partido porque en el minuto 31 lo cortó a Juan Martín con un táctico que debió merecer otra amonestación y su posterior expulsión. Finalmente, el joven defensor “Calamar” se retiraría sustituido por Lucas Volken recién cuando el partido se encontraba finalizando.

Para finalizar, en el minuto 37 debió también amonestar al recién ingresado Christian Soria, quien lo pisó desde atrás a Emmanuel Carreira en su persecución.

LO ACTUADO POR LOS JUECES ASISTENTES

Del Primer Asistente, el Sr. José Daniel Mendoza debe decirse que cumplió con una tarea muy al límite de lo aceptable. Manejó bien los fuera de juego durante el primer tiempo, y en el minuto 21 sancionó una infracción a favor de Barracas, aunque su gesto técnico fue confuso, haciendo que Vigliano terminara cobrando lateral para el local (que de haber sido era para Platense porque el que había revoleado la pelota desde su campo hacia el de Platense había sido Minutillo).

En el complemento le sancionó correctamente un fuera de juego a Palavecino (minuto 17), pero en el gol de Platense dio toda la sensación que Emiliano Carrasco se encontraba adelantado. Jugada fina e incómoda desde la apreciación del espectador, le damos la derecha en la resolución final al Juez de Línea por su ubicación.

Con respecto a lo actuado por el Sr. Leonardo Frega, Segundo juez asistente, debe decirse que en el primer tiempo se mostró colaborativo con el juez principal al sancionarle una infracción del jugador Horacio Balbuena tras haber tocado la pelota con una de sus manos. Pero lo peor llegaría en el complemento, más específicamente en la jugada de los goles del local. En el primero, no advierte que la posición de Juan Martín tras el centro de César Carranza es totalmente activa. Primero, no efectúa lectura previa de una jugada más que cantada, el pelotazo frontal al “9”. Segundo, Martín se encontraba un paso adelantado cuando sale el balón, y fue en búsqueda de su impacto, solo que es anticipado por un defensor “Calamar”.

Luego llegaría lo de siempre, el rebote que queda en pie de alguien del otro equipo y que termina en gol ante la impávida mirada de los defensores de Platense, imagen repetida hasta el hartazgo (pero ese es tema de análisis en otra sección). Ese gol, en definitiva, debió ser anulado por posición adelantada. Y en el segundo, Carranza parece encontrarse adelantado tras la cesión de Secaffien, pero en mi criterio personal, y también ante la dificultad visual del espectador, le doy la derecha pensando que cuando la pelota sale Carranza se encuentra un paso atrás al último jugador de campo de Platense. Como sea, acierto u error muy fino en esta situación.

3 Comentarios

  1. Un «Bonus Track», obviado en el informe: la desprolijidad en la presentación de la terna arbitral. Los tres jugaron con indumentaria distinta, y el Sr. Frega se presentó con barba al encuentro, algo que por lo menos quien escribe nunca vio en un Juez y que hasta donde yo sé se encontraba en su momento prohibido en la A.F.A. Pero ahora hay Jueces con tatuajes y cejas depiladas, así que quizás esa «recomendación» haya sido dejada de lado.

    • K-Well, qué comentario arcaico. Es lo mismo que yo me queje de que hay personas con anteojos en vez de lentes de contacto. Tu mención en el bonus track: «ahora hay jueces con tatuajes y cejas depiladas» roza lo discriminativo y hay que tener cuidado cuando uno es comunicador, si no, a dedicarse a otra cosa.
      Yo me siento ofendida, como si una persona con tatuajes o cejas depiladas estuviese menos capacitada para desarrollar su tarea que quien no los lleva. Realmente, de mal gusto.

      Lucila Filippo.

      • Lucila, como Comunicadora recibida (yo no tengo el gusto de serlo) deberías saber reconocer el contexto de la escritura. El comentario menciona que la terna se presentó «desprolija» al encuentro, los tres con indumentarias distintas, y uno de los Asistentes con barba, lo cual no se encuentra permitido dentro del mundo del arbitraje por normas que yo no he escrito ni aconsejado. Y sí, existen Jueces con tatuajes (en nuestra Divisional, por ser el caso, Pablo Dóvalo y el Asistente Rallo) y cejas depiladas (Arce, Juez de Reserva de B Metropolitana y Asistente de Cuarta Categoría) Eso me hace pensar que esa «recomendación» de no utilizar barba (entre comillas) haya sido dejada de lado. En ningún momento el comentario fue peyorativo hacia personas que usen barba o tatuajes o cejas depiladas. Solo fue absolutamente descriptivo en base a una realidad (los Jueces NO DEBERÍAN utilizar barba, ni tener tatuajes -al menos estas dos cosas-, algo que tranquila y periodística podrías consultar con alguno de ellos) Así las cosas, y entendiendo tu afición por los tatuajes, si te sentiste «ofendida» realmente te solicito las disculpas del caso, pero aclarando que el comentario no apuntó hacia ese lado que lamentablemente mal interpretaste, mucho menos a descalificarlas para poder cumplir con dicho rol. De parte de una persona que utiliza anteojos y usa barba y que tiene el debido respeto y cuidado a la hora de practicar vocacionalmente el Periodismo.
        Bien, ahora regresemos a lo estrictamente periodístico: Consultado a Jueces retirados y en actividad, la prohibición sigue rigiendo, pero se ha dado el beneplácito a que los Jueces porten barba siempre y cuando la misma sea prolija (tal fue el caso del Sr. Frega, tal fue el caso del Sr. Pablo Díaz en el partido por Copa Argentina entre Unión Aconquija y Unión de Santa Fe) En el ámbito internacional, hasta existen Jueces internacionales que la utilizan o la han utilizado (por ejemplo, el Internacional español Carmona Méndez, o el español Raúl Hervás Muñóz, que además cuenta con un tatuaje en su antebrazo derecho) También existen casos de autorizaciones extraordinarias por el origen religioso del Juez (islamitas o hinduístas) Así las cosas, no se encuentra permitido ni el uso de barba ni la portación de tatuajes para los Jueces, sino simplemente son tolerados en la medida que sean prolijos y no descuiden la imagen pública que debe dar un Funcionario de Justicia Deportiva (lo que incluye también a otros atavíos como el corte de pelo -que incluye naturalmente a las cejas-)
        Buenas tardes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here