Santiago Bianchi habló con Calamares en su Tinta, tras el triunfo por 3 a 2 de Platense sobre Armenio en Ingeniero Maschwitz. El delantero jugó su primer partido en el torneo y asistió a Jonathan Bustos en el primer tanto.

13178915_625094414314035_5635157647885622814_n

«Estoy feliz por volver a jugar. Era lo que estaba esperando desde el primer día que firmé. No me lo esperaba. Habrá que aprovechar e ir agarrando continuidad rápidamente», afirmó el delantero para abrir la charla en Ingeniero Maschwitz.

Al consultarlo sobre la vuelta a la concentración, al vestuario y sobre todo a la cancha, Bianchi dijo: «Ya estaba pensando en el partido desde ayer (por el jueves), cuando me puso (Baena) de titular en la práctica. Estuve hablando con amigos y todo. Es la ansiedad de querer estar, jugar, para mí es especial. Estoy feliz porque se ganó, para el grupo. Los chicos lo necesitan, son grandes jugadores y no se le están dando los resultados que todos queremos. Da confianza y tranquilidad. Matemáticamente el sueño esta todavía. Obviamente que lejos y difícil».

El ex Fénix participó en el primer tanto, al bajarle de cabeza la pelota para que Jonathan Bustos remate de zurda. «De los tres una asistencia tenemos, ja. Arrancamos con algo», comentó.

Para cerrar, se le preguntó sobre su sensación de hacer dupla con Daniel Vega, quien convirtió dos goles y está en un buen momento. «La gente de Platense es especial, se sabe. Esta dolida. El Trapo es un ídolo del club, ascendió, dio muchísimo. Hay que bancarlo, hoy hizo un gran partido, el partido pasado también mojo. Sabemos lo que es para Platense y tenemos que disfrutarlo todavía», cerró el delantero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here