El Sr. Américo Monsalvo fue el encargado de administrar Justicia Deportiva en el mediodía de sábado del “Ciudad de Vicente Lopez”. Se encontró secundado por los Sres. Fernando Laballós y Martín Alonso como Asistentes, en tanto que el Sr. Carlos Stoklas ofició como Cuarto Hombre.

12472749_602687309888079_3384975470202078654_n

Si bien el partido tuvo las fricciones lógicas de dos equipos que se jugaban su chance de seguir prendido en el lote de equipos punteros, lo protagonizado por el Juez Principal no terminó de convencer. Por momentos se mostró demasiado celosos con algunas cuestiones tales como el posicionamiento de los jugadores a la hora de reponer con las manos los laterales (tarea que debería ser enfatizada por los Asistentes), y estuvo en el centro del juego en varias ocasiones, entorpeciendo la apertura del terreno a los jugadores de ambos equipos.

Fiel a su estilo, las tarjetas dijeron “presente” a partir del minuto 21 de la primera etapa, cuando Emanuel Francés metió un planchazo. En el minuto 39 se mostró inflexible con una protesta del volante Emmanuel Giménez, de Morón. En el 41 le tocó el turno a Toledo tras cometerle una infracción táctica al intratable “Popi” Quiroga. Ya en el complemento le tocó el turno a los jugadores de Platense. Primero, y a instancias del Primer Asistente, amonestó a Palavecino por cambiarse los botines dentro del terreno de juego cuando la llovizna comenzaba a caer sobre el verde césped del “Vicente Lopez”.

Luego, en el minuto 8 le tocó el turno a Nicolás Morgantini, quien también vio la primera amarilla del mediodía por protestar airadamente un fallo a instancias del Sr. Laballós. En el minuto 12, el mismo Morgantini se vio ante la necesidad de cometer una infracción táctica para cortar el claro avance en contragolpe de la visita en los pies del capitán visitante Mayola, por lo que observó la segunda amarilla y posterior expulsión. De esta manera, Monsalvo pudo seguir cumpliendo su rara y fiel estadística de expulsar un jugador en todo juego en que le toca dirigir tanto a Platense como a Morón.

En el minuto 16 del complemento le tocó el turno a Mayola, quien unos minutos después y por reiteración de infracciones también tuvo que haber visto una segunda amarilla y retirarse a los vestuarios de manera anticipada, lo que le hubiese dado un “broche de oro” a su espantosa producción. En el minuto 32 le mostró la tarjeta a Gerardo Martínez, y en el 44 le tocó el turno a Lorefice, tras cometerle una infracción táctica a Giménez. Por tanto, 9 amarillas y 1 roja (resultante de doble amonestación) sirven para ilustrar el uso (y hasta por momentos, abuso) que suele hacer este Juez de los dos recursos con los que cuenta para mantener la naturalidad del juego.

Con respecto a lo actuado por los Asistentes, debe decirse del Sr. Laballós (Primer Juez de Línea) que desarrolló de manera responsable su tarea. Estuvo muy metido en el juego, especialmente durante el complemento, sancionándole dos infracciones favorables a Luis Quiroga, dándole el correspondiene aviso al Juez Principal en las acciones que merecieron las amonestaciones los jugadores del local Nicolás Morgantini y Agustín Palavecino.

Con respecto a lo desempeñado por el Sr. Alonso (Segundo Asistente), si bien por momentos parecía arrancar muy de atrás las jugadas y de protagonizar un seguimiento tórpido de las últimas líneas (sobre todo en el primer tiempo), y a pesar que muchos de los piques los protagonizó dentro del rectángulo de juego, debe decirse que en la jugada clave que le tocó administrar un fallo no erró, puesto que en el segundo gol de Platense Daniel Vega rompe el estaticismo de los últimos hombres de Morón aprovechando la posición habilitante de Cristian Yassogna, que había bajado a auxiliar a sus compañeros en labores defensivas. Así las cosas, fue su gran acierto de la tarde.

Resumiendo, lo desempeñado por la terna arbitral no influyó en lo más mínimo en el resultado. Por más que hayan sido muchas las tarjetas mostradas por el Juez, todas ellas contaron con el debido respaldo reglamentario. En el “debe” quizás quedó el hecho de tener que haber amonestado por segunda vez a Mayola y –acto seguido- expulsarlo por reiteración de infracciones y un mejor posicionamiento dentro del terreno de juego, todas estas acciones recayendo en la responsabilidad del Juez Principal. Debe destacarse también la sana intención del Sr. Monsalvo para manejarse de manera rígida y completa dentro del Reglamento, pero debiendo ser un tanto más equilibrado para no mostrarse por momentos muy excesivo y por otros muy permisivo, sobre todo a la hora de administrar con ecuanimidad a la continuidad del juego.

BIEN HABILITADO DANIEL VEGA

Gol de Daniel Vega

39 PT: Platense era más que Morón y buscaba con sus armas el segundo tanto. Luego de un rodeo entre Infante y Palavecino, el “7” del “Marrón” leyó la ubicación de Daniel Vega entre Gásperi y Mayola y le puso un exquisito centro que “Trapito” conectó con un certero cabezazo. Queda clara en la captura la posición habilitante de Cristian Yassogna en una jugada correctamente interpretada por el Segundo Asistente, Sr. Martín Gonzalo Alonso.