Ricardo Chavarri se transformó en el tercer refuerzo de Platense. En el día de ayer firmó su vínculo con la institución y hoy por la mañana se sumó a los trabajos del plantel en el Predio de Galván. Es delantero y llega de jugar en Cipolletti en el Argentino A.

Chavarri

Uno de los anhelos más grandes de Roque Alfaro cuando puso su primer pie en Platense fue que se abastezca al plantel con una cierta cantidad de jugadores que él conocía. Uno de los nombres que apareció en esa lista fue el delantero Ricardo Chavarri, que luego de desvincularse de Cipolletti aguardaba por una oferta de la B Nacional pero que fue tentado por «la sed de revancha» con la marrón y blanca y por tener una afinidad especial con el flamante nuevo director técnico del club. Por eso, ayer por la tarde selló su vinculo con el «Calamar» y hoy por la mañana ya se sumo a los trabajos del plantel en el Predio de Galván.

Ricardo Gabriel Chavarri (o «Ricky») es un delantero, nacido el 15 de setiembre de 1986, de 1.75 metros y 28 años que nació en Comodoro Rivadavia. Su debut profesional se dio en 2003 justamente en la CAI, club de su ciudad en el cual se mantuvo hasta el 2008 (siempre en la B Nacional) contabilizando un total de 95 encuentros y 12 tantos,

Luego desembarcó en Instituto de Córdoba para la temporada 2008/2009. «La Gloria» armo un equipo competitivo y se salvó de los puestos de descenso aunque finalizo quinto en la tabla general, a solo tres puntos de jugar la promoción para ascender a Primera División. El próximo paso fue justamente Platense para competir en la B Nacional en el 2009. El año para el «Calamar» no fue muy bueno y Chavarri, utilizado como volante por derecha, no rindió lo que se esperaba.

En el 2010 y el 2011 «Ricky» mantuvo su fútbol en la B Nacional. Primero vistiendo la casaca de Deportivo Merlo y luego en Almirante Brown donde se asentó como media punta y compartió equipo «con uno de los que más se entendió adentro de una cancha» en referencia a Daniel Vega según sus palabras. Chavarri  jugó 27 partidos en «La Fragata» y convirtió dos goles. Aparte, hasta calentó la previa ante River en una nota con Télam (ver aquí), en el encuentro en el que luego el Millonario ganó por 2-0 y logró el ascenso a la Primera División.

A continuación de un paso fugaz por Brown de Puerto Madryn el nacido en Comodoro se fue por primera vez en su carrera del país para jugar en Olmedo de Ecuador bajo las órdenes de Roque Alfaro. Con ese equipo logró el ascenso a la Serie A teniendo una actuación descollante durante todo el torneo (convirtió 10 tantos) acompañado en la delantera por otro argentino: Daniel Neculman, que hizo 27 goles más Sergio Viturro (que también paso por Platense) y Walter Alcaráz (actual refuerzo del Marrón). «El Ciclón» (como lo llaman sus hinchas) ascendió con cinco fechas de anticipación gracias a la derrota del escolta El Imbaura ante Cañar.
Hat-trick de Chavarri con la camiseta de Olmedo:
Inmediatamente, el delantero volvió a la Argentina para jugar en Guaraní Antonio Franco de Misiones. Con el club de Posadas, en una final para el recuerdo, consiguió el ascenso a la B Nacional luego de vencer a Juventud Unida de San Luis por 1 a 0. Así Chavarri consiguió su segundo ascenso consecutivo en seis meses. El nacido en Comodoro aportó su gol para pasar a la semifinal de ese cuadrangular final del Argentino A cuando a los 35 minutos (luego de reemplazar a Barinaga) y en su primer contacto con el balon remato al arco y convirtió un golazo por arriba del arquero en el 4-0 ante Juventud Unida de Gualeguaychú.

Ya en el 2014, luego de un paso fugaz por Instituto el delantero desembarcó en el último club antes de llegar a Platense: Cipolletti.

Chavarri en Copolletti
Ricardo Chavarri jugando para Cipolletti

En «Cipo» convirtió apenas un gol en una campaña para el olvido que tuvo el equipo de Arnaldo Sialle en el Argentino A. Los de Río Negro terminaron 6tos de ocho equipos en la zona 1 (ganaron cinco, empataron dos y perdieron siete partidos). Chavarri tuvo una actuación destacada en el 2-2 ante la CAI y anotó (de penal) el tanto final en el triunfo por 3 a 1 ante Belgrano de Santa Rosa por la fecha 9.

Chavarri ahora arriba a Platense con sed de revancha luego de aquel paso por 2009, salvo que esta vez llega más «maduro» y con un DT que sabe en que posición ponerlo para que explote. Ojala vengan los éxitos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here