Platense perdió por primera vez en su historia en el “Estadio Ciudad de Vicente López” ante Villa San Carlos; y fue por 1 a 0 por la 17ma fecha de la zona B correspondiente al torneo “Osvaldo Guerra” de la Primera B Metropolitana. El “Calamar” nunca pudo afirmarse en su juego, y perdió merecidamente, con gol de Pablo Miranda, ante un equipo que cada vez que se lo proponía, salía bien parado en la contra e intentaba aprovechar los espacios y errores que generaba un mediocampo marrón y blanco que sin dudas, no tuvo su mejor noche.

A nota

Los dirigidos por Mariano Rukavina plantaron un 4-4-2 inicial semejante al que comenzó jugando frente a Almagro el domingo pasado; tan solo con la inclusión de Federico Briones desde el arranque, en reemplazo del suspendido (5t amarilla) Cristian Tavio. El juvenil hacía su debut desde el minuto cero en la zaga del fondo, junto a Walter Gómez. Los hinchas más esperanzados, quizás aguardaban por un cambio de dibujo táctico, dado que frente al “Tricolor” de José Ingenieros, las cosas salieron bien cuando Pablo Bueno ingresaba en reemplazo de Morgantini, armándose uun 4-3-3 que le permitió al equipo dar vuelta un resultado adverso. Sin embargo, no habría variantes en el once inicial más que el cambio obligado por suspensión del fondo, y el delantero goleador del “Calamar” Pablo Bueno, volvía a ocupar un lugar en el banco de los suplentes.

Martín Zuccarelli intentó el mismo juego que lo mostrado en Berisso una rueda atrás, en el último partido de Sebastián Méndez como DT del marrón. Armó una férrea línea de 4 en el fondo, y una especie de 4-2-2-2 con dos volantes con mucha llegada por el medio. De esta forma aprovechaba ante cada balón perdido por el mediocampo calamar, la velocidad de sus jugadores en ofensiva, y generaba peligro en cada avance. Tres pelotas en los palos y un par de tapadas espectaculares de Andrés Desábato, impidieron que las acciones se reflejaran en el marcador hasta el último minuto, en donde la suerte ya no estuvo del lado del local.

Una de las falencias más importantes del equipo estuvo en la marca de la mitad de cancha. Zúñiga en un bajo nivel, y muy lejos de Gianunzio, conformaron un agujero en el medio, que el equipo visitante supo leer y descifrar muy bien. Platense dejaba espacios y Ortiz y Pansardi quedaban muy mal parados cada vez que el equipo perdía el balón, siendo imposible un relevo de dos personas para cuatro jugadores rivales que avanzaban en línea. Además, pudimos ver que los laterales defensivos jamás se proyectaron durante todo el primer tiempo, y durante gran parte de la etapa complementaria, situación que dejaba en inferioridad numérica a los de Saavedra cada vez que se proponían generar juego ofensivo, o buscar pases y sociedades para avanzar con pelota al piso… eran más bien abusos de pelotazos a Caspary, y algunos vagos intentos en vertical con pelota al piso, pero siempre los delanteros encontraban bien parada a la línea de fondo de VSC, que sacaba todo.

Para rescatar quizás, algunos remates desde afuera del área, uno de ellos ejecutado desde 35 metros por el “Mono” Ortíz, que terminó estrellándose en el travesaño. También, hasta el tanto visitante, Walter Gómez y Andrés Desábato venían transformándose en figuras, ya que sobre el final del encuentro “La Villa” se animó un poco más a partir de un par de cambios ofensivos, y llegó con mucho peligro, sacándose el “Calamar” en contadas ocasiones gracias a los mencionados jugadores. Pero el conjunto de Berisso a fin de cuentas logró su cometido, cuando luego de que la pelota se estrellara en el poste por tercera vez tras un córner, le quedase servida a Pablo Miranda en el área chica, que no dudó en ajusticiar al portero para marcar el 1-0 en el primer minuto de descuento de la etapa complementaria.

Previo al gol se cuestionan entre otras cosas los cambios y las variantes ofensivas que se dieron en la segunda mitad. En primer lugar, el sistema táctico no cambió con el empate. Si bien Rukavina había acertado ante Almagro rearmando el dibujo en el campo, pasando de un 4-4-2 a un 4-3-3, esta vez, con el empate a cuestas y sin sentir la presión de tener que empatarlo como ocurrió el pasado domingo, el DT no varió el sistema, y los cambios fueron variantes posicionales propias, como el ingreso de Ezequiel Maciel por Nahuel Pansardi, donde quizás el juvenil podría aportar un poco más de juego ofensivo que “el bocha”. Y el ingreso de Pablo Bueno en reemplazo de Daniel Vega, cambio de goleador. Por último, la variante de Franco Cabral, que hacía su ingreso por Walter Ortíz, en lo que era otra modificación de jugador y no de táctica, en este caso de volantes por izquierda.

Poco y nada se modificaría a partir de estas modificaciones, que claro está, se produjeron antes, previas al gol de Villa San Carlos.

En conclusión, Platense lo perdió porque nunca encontró el juego asociado, no reaccionó ante los errores que se cometían en mitad de cancha, los espacios que dejaba el equipo en la salida, y además el rival jugó en un nivel levemente superior, pero cada vez que se lo propuso llegó con peligro, y por cuestiones de la suerte del fútbol, tuvo que esperar hasta último momento para quedarse con los tres puntos en la jugada del final… ¿podría haberlo ganado antes? Probablemente sí… a los 5 minutos de juego, si el balón de Miranda hubiese entrado en vez de pegar en el poste, otra era la historia, y no solo para “La Villa”, sino también para el “Calamar”, que quizás rompía su esquema táctico al que se arraigó durante todo el partido, con el empate a cuestas, y seguramente el encuentro tuviese otro cantar…

 

Síntesis del partido

PLATENSE (0): 1 Andrés Desábato; 4 Nicolás Morgantini, 2 Walter Gómez, 6 Federico Briones, 3 Iván Nadal; 10 Dante Zúñiga, 5 Emiliano Gianunzio, 8 Nahuel Pansardi, 11 Walter Ortíz; 9 Daniel Vega y 7 José Caspary. DT: Mariano Rukavina.

VILLA SAN CARLOS (1): 1 Federico Del Riego; 4 Mariano Fernández, 6 Emiliano Córdoba, 2 Federico Slezak, 3 Emmanuel Tarabini; 5 Leonardo Morales, 8 Gonzalo Raverta, 11 Martín Bordonaro, 10 Rodrigo Soria; 7 Javier Sequeyra y 9 Pablo Miranda. DT: Martín Zuccarelli.

GOLES: Pablo Miranda (46´ST | VSC | 0-1)

AMONESTADOS: Dante Zuñiga (PLA) / Pablo Miranda (VSC)

EXPULSADOS: No hubo

CAMBIOS: Hector Morales x Mariano Fernandez (20´ST- VSC) / Ezequiel Maciel x Nahuel Pansardi (21´ST- PLA) / Pablo Bueno x Daniel Vega (26´ST – PLA) / Franco Cabral x Walter Ortiz (36´ST – PLA) / Emanuel Avalo Piedrabuena x Rodrigo Soria (37´ST – VSC) / Juan Perotti x Pablo Miranda (48´ST – VSC)

ARBITRO: Martín Gonaldi

Por Maximiliano Goweznianski | Foto Ignacio Zabalza

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here