El de mañana será el enfrentamiento número 21 entre estos dos equipos. Platense lidera el historial con 8 victorias, contra 10 empates y 2 triunfos del equipo de Ingeniero Maschwitz.
 Historial Armenio
Creado en 1962 como Club Armenio de Fútbol, con el apoyo de varios hombres importantes de la compacta comunidad, tardó ocho años en acceder a la categoría más pequeña del fútbol de AFA.
Debutó en 1970 perdiendo 2-1 ante Deportivo Merlo, pero inició un camino meteórico que lo llevó a instalarse en la Primera A en 1987. O sea que recorrió las cinco categorías del fútbol nacional en menos de dos décadas.

Tres temporadas en la Primera D le bastaron para ascender, superando a Barracas Central. Cuatro años más tarde llegó a la vieja Primera B y todo eso sin poder tener un estadio propio.

Fue uno de los clubes que participó del primer torneo del Nacional B, que ganó en gran forma, consiguiendo el ascenso a Primera A. Aquella campaña fue espectacular: mantuvo un invicto de 34 partidos y se quedó con el título, con 62 puntos y una diferencia de ocho unidades sobre Huracán, Banfield, Colón y Belgrano. Perdió apenas dos encuentros y mantuvo la base para jugar dos temporadas en Primera A.

Hizo una primera campaña muy aceptable, logrando derrotar a River Plate en el Monumental por 3-2 con tres tantos de Raúl Wensel. En ese marco, se produjo el primer enfrentamiento contra Platense: ocurrió el 8 de septiembre de 1987, cuando Deportivo Armenio derrotó por 2-1 al Calamar, con goles de Juan Amador Sánchez en contra y Olegario Alderete, descontando un juvenil Marcelo Espina.

El segundo y último triunfo de Armenio en su corta historia con Platense se produjo en abril de 2011, cuando venció por 1-0 con gol de Martín Gómez, en la cancha de Ingeniero Maschwitz. En total, han sido 20 enfrentamientos, con 8 victorias del Marrón, 10 empates y 2 éxitos de Armenio.

En Vicente López, reducto donde se enfrentarán mañana, se vieron las caras por última vez en la fecha 29 de la temporada 2012/2013; allí igualaron 0 a 0 en un partido bastante chato.

Por Alejandro Fabbri

Prensa Club Atlético Platense

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here