Mozzo, otro para batallar en el medio

Julio Fabián Mozzo Valdéz, el “Tronco”, nació en Montevideo (República Oriental del Uruguay) un 20 de abril del año 1981 arriba a Platense con 35 años. Es volante central que también puede hacer las veces de marcador central. Mide 1,84 metros y pesa 79 kilos. Cuenta con una dilatada trayectoria que comenzó a principios de siglo en el montevideano club Central Español y que 16 años después continuará en nuestro querido “Marrón”. He aquí la reseña de la carrera del segundo refuerzo.

A 83

Fotos: lacapital.com.ar / decaweb.com.ar / mundod.lavoz.com.ar / nuevaeranet.com.ar / TELAM

Central Español Fútbol Club (Uruguay)

Comenzó su carrera profesional en el año 2000, y permaneció en el club que lo vio nacer como futbolista hasta el año 2006. Jugó un total de 57 partidos, convirtiendo 5 goles. Entre sus logros se cuenta un cuarto puesto en el Torneo Clausura 2006, que le permitió al club poder disputar la Copa Sudamericana, quedando rápidamente eliminado en manos del poderoso Club Nacional de Fútbol. En aquel partido participaba el delantero Santiago Silva, de dilatada trayectoria en nuestro ámbito (Vélez, Boca, Lanús, Arsenal, Banfield).

Club Atlético Peñarol (Uruguay)

thumbnail_Mozzo Peñarol

Merced a sus buenos rendimientos, fue transferido en el 2007 a una de las dos instituciones más importantes del fútbol “Charrúa”. En el equipo “Aurinegro” jugó hasta el año 2009, consiguiendo el campeonato en el Torneo Clausura 2008 y en el Uruguayo 2009/10 (fue partícipe en el primer tramo).

Jugó un total de 56 partidos, convirtiendo 7 goles, y suma además experiencia internacional en Copa Libertadores y Sudamericana.

En nuestro medio comenzó a hacerse conocido cuando le propinó una brutal trompada al mentón del por entonces futbolista de Newell´s Old Boys de Rosario Diego Mateo en el marco de un partido amistoso en Agosto del año 2009. Tal fue el escándalo que el match tuvo que ser suspendido cuando el “Manya” vencía por 1-0. Sería el primero de dos episodios violentos que Julio Mozzo protagonizaría a lo largo de su trayectoria profesional dentro de un rectángulo de juego.

Anagennisi Karditsa (Grecia)

Su primera etapa en el exterior la protagonizó en el “Viejo Continente”, más precisamente en Grecia, donde defendió los colores del Club Social y Deportivo de Karditsa, una de las Instituciones más antiguas del fútbol Heleno, que por aquel entonces jugaba en la Segunda División de aquel país. Durante el primer semestre del año 2010 sumó un total de 13 partidos, siendo amonestado solamente en una ocasión.

SU ETAPA ARGENTINA

Independiente Rivadavia de Mendoza

En la “Lepra” mendocina comenzaría su largo transitar por el fútbol del ascenso argentino. Convocado por Roberto Luis Trotta, se sumó a un equipo que terminaría protagonizando una pobre campaña, ya que Independiente culminó en el puesto 18 entre 20 equipos. Mozzo jugó 28 partidos y convirtió 4 goles. Su primer grito de gol lo pegó un 19 de septiembre del año 2010, por la Fecha N° 7 ante Almirante Brown, encuentro que terminaría empatado en 2 tantos. También le convirtió a San Martín de Tucumán (Fecha N° 10), Tiro Federal de Rosario (Fecha N° 21) y Unión de Santa Fe (Fecha N° 22). Recibió 7 amonestaciones, y fue expulsado en dos oportunidades.

Su primer expulsión en el fútbol argentino la recibió de manos del Sr. Mariano González en un partido correspondiente a la Fecha N° 31, disputado el 30 de abril del 2011 en Mendoza, un empate en 2 tantos ante Atlético Rafaela. La segunda, un mes después, el 21 de mayo por la Fecha N° 34, también en Mendoza, derrota 0-1 ante el Deportivo Merlo.

Mozzo disputó 2491 de 3600 minutos posibles dentro del Torneo, lo que le dio una participación en el mismo del 69,2%.

Debe destacarse que Independiente Rivadaviacsostuvo la categoría tras empatar doblemente en cero ante Defensores de Belgrano en los partidos correspondientes a la Promoción.

Rosario Central

Mozzo

La Institución “Canalla” le realizó un contrato de dos años, que abarcarían las Temporada 2011/12 y 2012/13. Durante la primera, y bajo las órdenes de Juan Antonio Pizzi (hoy entrenador del Seleccionado Chileno de Fútbol, Bicampeón de América), Mozzo jugó un total de 28 partidos, 2457 de 3420 minutos posibles (participación del 71,8%).

Titular indiscutido de un equipo que terminaría saliendo 4to y que no podría lograr el regreso a Primera División por el camino de la Promoción, lamentablemente tras el partido ante Quilmes, el 16 de abril del año 2012, Mozzo sufrió una pequeña fractura en la tibia derecha, causada por stress óseo. Ante la tórpida rehabilitación, el oriental fue intervenido quirúrgicamente a finales del mes de julio de aquel año, colocándose una placa con tornillos para fijar el hueso afectado. Cuando se encontraba en proceso de rehabilitación, contínuas molestias lo regresaron al campo de los estudios médicos, donde se constató que la intolerancia al material quirúrgico colocado en su tibia se encontraba estorbándole, lo que le causó una tendinitis del peróneo posterior. En enero de 2013, Mozzo tuvo que ser nuevamente intervenido.

Para la Temporada 2012/13, ya con Miguel Angel Russo como entrenador, el volante uruguayo solamente pudo estar presente en el banco de los suplentes en el partido ante Crucero del Norte, correspondiente a la Fecha N° 31, el 26 de abril del 2013, un año después de haber sufrido la lesión mencionada. Sin embargo, no volvió a ser considerado, y si bien formó parte del plantel que logró el Campeonato de la “B” Nacional, y al igual que Leonardo Talamonti, finalmente el pelado fue desafectado tras cumplírsele su contrato con la Institución rosarina.

A pesar de encontrarse relegado por la presencia de futbolistas como Nery Domínguez en su etapa final, Mozzo es recordado de manera positiva por la hinchada “Canalla” por su nivel de juego y entrega, y también por aquel recordado episodio contra el jugador Mateo de su eterno rival, Newell´s Old Boys.

Atlético de Tucumán

Mozzo 1

Jugó allí durante el último semestre del año 2013. Tras no ser convocado en el primer juego, siendo suplente en las Fechas N° 2 y 3 sin ingresar al terreno de juego en sustitución de compañero alguno, Mozzo regresó finalmente al campo de juego el 24 de agosto del año 2013, en un partido en que Atlético en condición de local venció a Independiente de Avellaneda por 2-1.

Fue dirigido por Ricardo Rodríguez primero y Diego Erroz finalmente. Participó en 11 partidos, recibiendo una amonestación y una expulsión, la última de su carrera hasta el momento, en manos del Juez Ramiro López el 13 de Octubre del año 2013 en Mendoza ante su ex equipo, Independiente Rivadavia, cuando le pegó un cabezazo al jugador Gutiérrez, y tras ello cuando increpó e intentó agredir al canoso referí. Mozzo jugó 810 de 1890 minutos posibles, marcando una participación del 42,8%, antes de emigrar a su siguiente destino, Douglas Haig de Pergamino.

Douglas Haig de Pergamino

Durante el primer semestre del 2014 defendió los colores del “Milan de Pergamino” en 21 oportunidades, marcando 3 goles y recibiendo 6 amonestaciones. Su presencia fue solicitada por Fernando “Teté” Quiroz, quien solamente duró dos partidos al frente de este equipo tras la llegada del oriental, siendo sustituido interinamente por Javier Molinari (único partido en el que Mozzo no fue convocado, ante Unión de Santa Fe), y finalmente por Andrés Guglieminpietro. Si bien la ubicación final en el torneo fue mala (17 de 22 equipos), el “Guly” consiguió mantener al equipo en la “B” Nacional.

Mozzo aportó 1647 de 1980 minutos posibles, una presencia del 83,1%. Convirtió dos goles en el empate en 2 ante Brown de Adrogué (uno de ellos de penal), y el segundo ante Gimnasia y Esgrima de Jujuy (también por pena máxima).

Talleres de Córdoba

Mozzo 4

Su primera experiencia en tercera categoría se produjo en la “T”, que era dirigida por Jorge Luis Ghiso, quien ya había trabajado con el jugador en Independiente Rivadavia de Mendoza.

El uruguayo jugó 14 partidos, convirtiéndole de penal un tanto a Alvarado de Mar del Plata. Se perdió algunos encuentros promediando la temporada 2014 por cuestiones musculares menores, y terminó siendo dirigido por Gustavo Coleoni. Talleres fracasó en su intento de regresar a la “B” Nacional en la etapa regular, perdiendo la final de su zona con Unión de Mar del Plata, y luego en las finales de la etapa reducida ante Gimnasia y Esgrima de Mendoza.

Ferro Carril Oeste

Mozzo 2

Su última experiencia en la “B” Nacional se produjo en Ferro Carril Oeste. Dirigido por Marcelo Broggi, el “Verdolaga” protagonizó una excelente campaña, terminando en la tercera ubicación final, perdiendo la chance de ascender por la vía reducida ante Ramón Santamarina de Tandil en instancias semifinales. El volante jugó un total de 32 partidos, recibiendo 16 amonestaciones. Su participación fue del 65,3%, jugando 2588 de 3960 minutos posibles. Fue titular sin ser reemplazado en 26 juegos, 3 veces fue sustituido y en 3 ocasiones fue suplente ingresando al terreno como jugador de recambio.

Club Atlético Fénix

10419428_595523297271147_7824009040241997127_n
Mozzo en el último Platense – Fénix. Fue 0-0 en Vicente López.

Su primera experiencia en el ámbito de la Primera División “B” Metropolitana se produjo en el “Águila”, donde bajo las ordenes de Atilio Svampa jugó durante el último Torneo Transición 2016 un total de 16 partidos, recibiendo 5 amonestaciones.

Su único gol allí (y el último de su carrera hasta este momento) se lo convirtió a Villa San Carlos el 21 de mayo de 2016, partido que terminara empatado en 1. Fénix culminó quinto tras ir liderando el campeonato en sus comienzos. Mozzo solamente se perdió el juego inaugural ante la U.A.I.-Ferro Carril Urquiza, ante Acassuso (Fecha 15), y el final ante el Deportivo Armenio. Sumó 1525 de 1710 minutos posibles, participando del 89,1 % del torneo. En 15 de los 16 juegos completó los 90 minutos, y solamente en una ocasión fue reemplazado por el ex Platense Lucas Chieffo faltando cinco minutos para la finalización del encuentro.

SELECCIÓN NACIONAL URUGUAYA

Mozzo 5

Mozzo también suma experiencia como internacional en su seleccionado, si bien las mismas no son oficiales, sino pertenecientes a sendos amistosos realizados durante los años 2006 y 2007.

Así las cosas, su primera convocatoria bajo las órdenes del “Maestro” Oscar Washington Tabárez se produjo para el choque que en el mítico “Centenario” de Montevideo enfrentaba a la “Celeste” y Venezuela el 18 de octubre del año 2006. Los locales golearon a la “Vinotinto” por 4-0, aunque Mozzo observó todo el encuentro desde el banco de los suplentes, utilizando la casaca N° 22.

Su segunda, y última, convocatoria se produjo para el encuentro amistoso disputado en Colombia ante el seleccionado local el 7 de Febrero del 2007. La “Celeste” volvió a imponerse, esta vez por 3-1, y Mozzo se dio el gusto de jugar los 22 minutos finales del encuentro cuando ingresó en lugar de Omar Pouso.

PALMARÉS

Como jugador de clubes y en partidos oficiales, Mozzo suma un total de 276 partidos como profesional del fútbol en una trayectoria de 16 años. Ha obtenido tres títulos (dos Campeonatos Uruguayos con Peñarol y un Torneo de la “B” Nacional con Rosario Central), ha convertido 21 goles, y ha sido expulsado en 3 ocasiones.

QUÉ ESPERAR DEL JUGADOR

Como todo jugador uruguayo, se descuenta su nivel de compromiso con respecto a lo actitudinal. Cuenta con una vasta experiencia en instituciones de su país como de nuestro ascenso, por tanto conoce a la perfección el medio, a pesar de haber jugado tan solamente los últimos seis meses en la “B” Metropolitana.

Es un jugador expresamente solicitado por el entrenador, quien de esta manera parecerá perfilar a su esquema de juego dotándolo de un mediocampista central típico (probablemente Mozzo), y dos con despliegue por las bandas (o “carrileros”), perfilándose para esas tareas la otra incorporación, Emmanuel Carreira (lo haría por izquierda, como lo hizo en Colegiales bajo el mandato de Kopriva) y Fernando Lorefice (quien si se moviese por derecha y un tanto más cercano al área rival cumpliría con el objetivo trazado por la Comisión de Fútbol cuando fue incorporado), quedando el puesto de mediocampista creativo en pugna entre los jugadores Patricio Rodríguez y Jonathan Bustos.

Desde ya que su veteranía y las lesiones que ha sufrido a lo largo de su carrera encienden una luz de alarma, amén de una reciente frustrada incorporación a Almagro aparentemente tras detectársele inconvenientes en sus rodillas, los cuales serían los lógicos teniendo en cuenta el trajín que el futbolista a tenido a lo largo de los años y el desgaste físico que su posicionamiento dentro del terreno de juego le obliga a realizar. Igualmente, dicha cuestión deberá ser debidamente estudiada, habida cuenta de las experiencias que en la materia hemos tenido con jugadores como Claudio Flores.

Independientemente de ello, y tras rehabilitarse de aquella fractura que lo tuvo a maltraer durante 16 meses, Mozzo no ha vuelto a recidivar de la misma, y las pocas bajas que sufriese desde el 2013 a esta parte se han debido a cuestiones musculares lógicas y posibles, siendo su participación promedio en los partidos del 70% (muy alta para un jugador de su edad y desempeño).

Así las cosas, y luego de las idas y vueltas por la duración del contrato, el Oriental arriba a Platense para adueñarse de su mediocampo central con el objetivo de jugar durante todo el año para intentar el tan anhelado ascenso a la “B” Nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *